China necesita materia prima para impulsar la industria de pieles y cueros

peleteria andaluzaSolo las grandes empresas del sector produjeron el año pasado 600 millones de metros cuadrados de cuero, lo que supone un aumento del 7 % respecto a 2014. En 2016 el sector creció un 1,4 %.

El estudio, realizado por ICEX,  deja ver que las exportaciones desde China también están creciendo en las diferentes partidas estudiadas, aunque mayoritariamente se exportan productos elaborados. “La exportación de pieles y cuero aumentó más de un 40 % en 2015, donde destacan las pieles preparadas después del curtido de origen bovino, que representan un 71 % del total”.

“Las manufacturas de cuero por su parte han aumentado un 21 % desde 2014 alcanzando un volumen de casi 28.000 millones de euros. Los bolsos y maletas son, con diferencia, el producto final de cuero más fabricado en el país. Respecto a la peletería, se exportan principalmente prendas y complementos de piel aunque la partida en suma ha disminuido un 5 % desde 2014”.

El estudio remarca el destino de las exportaciones de los productos terminados son países con gran poder adquisitivo como Estados Unidos, Hong Kong, Japón o Reino Unido. La posición de España está siempre por encima de la décima y por debajo de la decimoquinta posición.

En la actualidad, China necesita materia prima para generar el volumen de productos terminados de cuero que exporta, por lo que las importaciones de pieles y cueros son las mayoritarias. “La piel de bovino es la más demanda en el país, representando más del 85 % del total, proporción que crece con los años. El origen de esta materia es principalmente Estados Unidos (21 %), Brasil (11 %) y Australia (10 %). La demanda de pieles en bruto también ha crecido en los últimos años, un 40 % desde 2010, esta vez proveniente de países más fríos como Dinamarca (38 %), Finlandia (13 %) o Canadá (11 %). También crece la demanda de manufacturas de cuero, una vez más siendo los bolsos y maletas los protagonistas, cuyo volumen de importación creció un 25 % en el último año. España ocupa un lugar destacado en origen de estas manufacturas: el quinto”.

En este contexto, el estudio señala que la tradición curtidora que caracteriza a la industria española hace que produzcamos un cuero excelente. “La calidad es un factor decisivo en la compra de esta materia, por lo que la buena relación calidad-precio de nuestras pieles hace que el cuero español tenga gran aceptación en el mercado chino. Sin embargo, competimos con otros países europeos que ofrecen calidades parecidas y gozan de una imagen país muy desarrollada como Francia e Italia. Una marca de prestigio que haga de paraguas con otras marcas más pequeñas, como Loewe, podría ayudar a potenciar el posicionamiento de la marca España”.

Para el ICEX, las las perspectivas del sector son positivas, con una demanda que sigue creciendo y una gran capacidad productiva en el país. La transición económica que el gobierno chino quiere liderar, cambiando el modelo de desarrollo de volumen por innovación, está sofisticando la industria.

“Los cambios en la regulación medioambiental abren las puertas a productos más avanzados y respetuosos con el medio ambiente procedente de Europa, sobre todo químicos y maquinaria que ayuden a las empresas chinas a adaptarse a la transformación del sistema de producción a uno más sostenible”.

 

 

FUENTE: Noticiero Textil

 

Ver comentarios »

Los comentarios están cerrados.